miércoles, junio 13, 2007

Carta de una tica en Taiwán

Lo siguiente me llegó por correo electrónico, vale la pena compartirla:


El día amaneció gris. Ha llovido como pocas veces he visto. Al salir de mi casa me sentía extraña. Sentía que todos mis vecinos, amigos, transeúntes me veían con cara larga... pero no, era mi imaginación y mi sentimiento de culpa.
Lloré toda la mañana, como si se me hubiera muerto alguien querido... como si me hubieran arrancado a mi ser amado, como si me hubieran maltratado sin razón... lloré quizás porque siento que hemos perdido la dignidad, el respeto y nos hemos vendido al mejor postor... China.

El día ha estado normal, nadie se ha atrevido a mencionar el asunto. En mi desolación llamé a gente querida para sentir un apoyo, para no sentirme traidora en un país que ha sido generosísimo conmigo, con todos los ticos.

No quise conducir hoy porque quería sentirme más cerca de las personas, así que las caras de la gente -esa gente del pueblo taiwanés a quienes le estamos dando la espalda y pagándoles como bárbaros- me siguieron sonriendo. El chofer del bus me agradece, yo le agradezco y se me salen las lágrimas de nuevo. Un señor mayor se despide de mí como si me conociera, amable, apacible.

Camino en la calle limpia y llena de plantas y le doy gracias a Dios de la libertad en la que vivo y me siento mal de nuevo. En el metro me siento peor, una monja budista me mira detenidamente, quizás ella vislumbra el dolor que siento en mi alma, me sonríe suavemente, y mis lágrimas, ahora incontenibles, siguen su rumbo sin sentido.

Miro esos rostros, me siento tan avergonzada de los juegos políticos. No puedo comprender como nos hemos dejado seducir como el Rey Midas, por los brillantes destellos del oro. Sin duda el dinero puede más que los valores morales, únicos, sociales, y me pregunto, ¿será por eso que en Costa Rica no se puede caminar en las calles sin miedo a ser atacado? será que esa sed de riqueza nos hace desalmados y nos impulsa a hacer lo que sea por conseguirla? ¿será que podemos vender a nuestros amigos por dinero? ¿será que realmente nunca fuimos amigos sino chantajistas desfachatados que dábamos la amistad por bienes y conveniencia ?

Y entonces que estamos ganando realmente con entablar relaciones políticas con China... ya había comercio bastante bueno, será que va a mejorar? ¿qué hay detrás de todo eso? ¿Porqué encubrir la realidad ? ¿qué movía a nuestro Presidente a romper las relaciones de 60 y tantos años con un pueblo quien siempre nos ha ayudado?

Mucha gente me dirá que es algo lógico y de "visión a futuro" lo de romper relaciones con Taiwán para estar con el más grande, para promover más negocios para nuestro país, para seguir con el crecimiento creyéndonos "igualados" con los países desarrollados, competentes...

En fin, quizás tengan razón... quizás podremos comprar cosas más baratas (aunque a los pobre obreros chinos les traten como esclavos, claro, de por sí no los vemos, no sabemos lo que sufren y como son maltratados, y aunque lo supiéramos nos hacemos los locos). Claro, ¿que importa que ellos no puedan manifestarse, ni tener opción de practicar la religión y los derechos fundamentales y que no reciban un pago justo, si a nosotros en qué nos afecta? , ¿a mi qué?!!? ¿verdad? Mientras yo pueda venderles a los chinos todo, sin incluso pensar o dejar nada para mi país, en pro del "comercio"... estaría bien...

Es curioso, porque incluso hasta el "poderoso de poderosos", Estados Unidos, está bastante nervioso del desarrollo sin control que tiene China, y ahora nosotros, ¿cuánta igualdad real habrá para nosotros ... ¿podremos cumplir las expectativas de China? ¿habrá trato justo? ¿compartimos los mismos ideales que ellos ... ? de los valores con los que se construyen las relaciones estables, solidas quedaría alguno?. El futuro lo dirá.

Pero más allá de esto y más soez y grotesco son los comentarios que he escuchado de voces de algunos ticos que dicen que tenemos que estar con China porque China nos dará más!!!! Sinverguenzas, descarados, vividores.... ¿pero es que no se dan cuenta de lo que dicen? ¿Desde cuando las relaciones políticas tienen que ver con cuanto me das o que me das a cambio?!! Esto es venderse, sin moral y sin respeto... ¿será por eso que Costa Rica está como está? ¿será que los ticos se han olvidado de que no existe obligación en la amistad, en que se tiene que trabajar para obtener las cosas que deseamos?.... Y Taiwán, desgraciadamente también cayó en el juego de dar... quizás no le quedaba alternativa mas que cumplir los deseos de algunos que se hacían llamar "amigos" ... Sí, quizas no se justifica... pero... que haría usted en su caso... en la filosofía budista se llama al no juzgar, en la cristiana también... Y la verdad, hasta que uno no vive en un lugar, no puede saber.. Yo tengo 5 años de vivir bajo el cielo de Taiwán, un lugar que me ayudado a crecer como persona y a sensibilizarme sobre las cosas que afectan a los demás... incluso a los chinos de China continental. Sólo viviendo aquí y conociendo a las personas de este país se podría entender...

Dichosos ustedes que NO ven los ojos de esta gente, dichosos ustedes que NO saben lo buenas que son las personas aquí lo solidarios, lo humildes, lo comprensivos, lo bondadosos. Si lo supieran estarían devastados como lo estoy yo. No tengo nada contra las personas de China continental, ellos no tiene la culpa de que nosotros vendamos a nuestros amigos. Como siempre he dicho, la tentación siempre existe, está en tus manos aceptarla o rechazarla.

Hoy al entrar en mi clase, no pude contenerme. Mi espíritu de periodista me pidió respuestas... Les pregunté a mis estudiantes que pensaban... ellos no me acusaban, ni me reprochaban nada... sólo me dijeron: sin comentarios...
Yo les insistí, les dije que quería saber que pensaban. Yo ví en sus ojos... sentí sus corazones destrozados y su calma increíble para aceptar lo inaceptable. Vi esos ojos inocentes y amigos, mirádome. Me derrumbé Mis lágrimas se resbalaban por mis mejillas diciéndoles lo mucho que lo sentía, lo mucho que me dolía como costarricense pagar el bien que han hecho con una puñalada... entregrando al amigo en manos del enemigo... y sí, por dinero....

Me preguntaron si esto afectaba mi estatus. No. A mí por suerte, no me afecta en nada. Pero no pienso en mí, sino en Taiwán. Les dije que muchos otros costarricenses pensaban como yo. Que estábamos tristes, que nos dolía y que nos sentíamos impotentes y muy tristes de abandonarlos en la lucha por su soberanía, que bien merecida la tienen... A ellos también se les salieron las lágrimas.

En el taxi de camino a un restaurante no pude parar de llorar... el taxista me preguntó porque lloraba, creo que nunca se imagino la respuesta: Soy costarricense y siento mucho lo que mi país le hizo al suyo... él tampoco me reprocho, ni se enojo, ni me "madreó"; , ni me maltrato, como quizás yo hubiese hecho en sus zapatos... Al contrario, como todas las personas que conozco en este país, simplemente me dijo, no se preocupe, ya estamos acostumbrados a esto. Gracias por creer en Taiwán... Pensaba que tengo tanto que aprender de esta gente maravillosa....

Amigos... esta es mi reflexión, escribo por Taiwán que está mudo e indefenso y ahora más alejado de ser reconocido en el mundo como país soberano e independiente QUE ES. Escribo por su gente que NO tiene nada que ver con las políticas rastreras e indignas, escribo por los costarricenses que le debemos mucho a este país y a su gente, y quienes hemos visto la bondad de un país con personas dignas y honestas, muchas, más que en cualquier otro lugar del mundo donde he estado.

Escribo porque Costa Rica ya no es el país que luchaba por ideales nobles, que defendía la paz y los derechos humanos, ahora solo se deja llevar por el mercado y sino nos ponemos vivos, pronto seremos vendidos también, y creo que no tendremos amigos que metan mano por nosotros, si de por sí nosotros ya nos hemos vendido en todos sentidos...

Gabriela Castro
En Taiwán....

10 comentarios:

Julio Córdoba dijo...

Michael:

Entiendo el pesar de Gabriela, no obstante muchos razonamientos niegan realidades oscuras.

"La amistad" tico-taiwanesa nunca existió. Costa Rica rentó un reconocimiento diplomático que incluyó viajes y favores a políticos ¿A cambio de qué? del ya mencionado reconocimiento y del océano pacífico.

Si aquí hubieran universidades sabríamos verdaderamente cuánto costó esta relación.

Sobre los ideales qué supuestamente perdió Costa Rica ¿A cuáles se refiere? De seguro olvidó que este país formó parte de la coalición contra Irak, olvidó que guerrillas golpistas operaron desde Costa Rica en los 80's la explotación que viven miles de nicaragüenses aquí.

Por alguna razón se pretende negar que el Vaticano, Holanda, Suiza, Estados Unidos, Alemania, etc. tienen relaciones con China.

Reconocer a Taiwán sería como deslegitimar a Liberación Nacional como ganador de la revolución del 48 y haber apoyado la invasión somocista del 55.

La suerte de Taiwán quedó sellada con Nixon.

Pero ahora sí podría haber amistad (no parasitismo). Ahora SÍ podríamos tener una verdadera amistad entre pueblos. Antes fue otra cosa.

Manda Güevo dijo...

Me alegro que Taiwan decidiera mantener el apoyo a los estudiantes ticos que estan allá.

Por lo demás me parece que lo que hace Gbriela es una manipulación sentimentalera de una situación política.

Saludos

Michael dijo...

Julio: Sus cuestionamientos son todos ciertos, no se los voy a negar, pero hay que reconocer que en el lugar de Taiwán muchos países hubieran hecho lo mismo.

MG: En la política siempre hay personas de por medio, así que los sentimientos siempre toman juego en los juegos políticos. Porque la política es de seres humanos.

jaguar del Platanar dijo...

Es triste que en nombre del comercio se apoye indirectamente la violación de derechos humanos, eso es lo que hacemos cuando le compramos a China bienes que sabemos han sido elaborados por trabajadores que reciben sueldos de hambre.

Así lo veo, un comercio mejor es posible, pero no este. El "comercio" en general no es malo, pero hay que saber hacerlo, y si en CR vamos a adquirir bienes más baratos está bien, pero no si donde los producen no existen los derechos que tanto claman quienes defienden el libre comercio.

La carta de Gabriela es sentimental sin duda, ¿cómo no serlo? Debemos ser justos y reconocer que cualquiera en su situación estaría destrozado.

Amorexia dijo...

Gracias a Taiwan, pero hay que ver el futuro! Hay que estar donde mejor estemos la mayoría de los ticos, no solo los estudiantes ticos en Taiwan que son por mucho mayoría, en buena hora el accionar de el gobierno de Taiwan, y el actuar de el gobierno tico, polémico, de poca lealtad, como se quiera, pero creo que es lo mejor para el país y la mayoría de costarricenses. Saludos. tenés un bonito blog, adelante!

Si Hacia Adelante dijo...

Se le agradece mucho a Taiwán todo lo que nos "regaló". De verdad que hay que agradecer.

Pero el mundo tiene que seguir. No por nada son más de 150 países que reconocen a China, y menos de 25 los que reconocen a Taiwan.
Precisamente todos estos son países muy pobres que viven de dádivas de los taiwaneses.

Y no me vengan con los cuentos de que no va a comprar nada chino. Es imposible... Por si no sabía, abra cualquier computadora marca Dell, HP, Toshiba, y revise componente por componente cuantos son hechos en China. Si se hace un clon desde cero, le va a pasar lo mismo. Comprese un carro no importa la marca y averigue bien cada pieza donde fue hecha, le aseguro que se va a encontrar más de una sorpresa.

Le va a costar más que a un vegetariano encontrar comida de ese tipo cuando va a cualquier restaurante (que no sea Vishnu).

No podemos cerrarnos los ojos, la realidad es una y el mundo sigue dando vueltas.

El Chata dijo...

Yo pienso que, más por el hecho en si, ustedes se están quejando de la forma.

Debo decirlo: yo estoy de acuerdo con esta decisión del gobierno, pero el modo en que se hizo fue el menos diplomático y respetuoso posible. El asunto llegó de golpe, y vino seguido de varias semanas de tensiones en las relaciones, donde se negaba rotundamente que no se iba a cancelar esa relación.

Ahora bien, hay una realidad muy triste que te tengo que decir y esto aplica a cualquier lugar del mundo: Entre países no hay amistades. Hay intereses.

Saludos.

Lex dijo...

politica con sentimientos :) talvez en los libros de texto
en la realidad esa idea da risa

Taiwan nunca regalo, todo fue a cambio de algo.

Julio Córdoba dijo...

Michael:

"Si hacia adelante" da en el clavo. El autarquista que se niegue productos chinos quedará viviendo igual o peor que antes de la revolución industrial.

(La foto por la que me preguntaste es de Johnny Cay en la Isla de San Andrés)

Mariela dijo...

A mi parecer, y así sin razonar y con el hígado digo que esta cultura de que siempre hay que chulear a alguien es lo que nos hace permanecer con pensamientos subdesarrollados, siempre esperando de afuera, siempre son los otros, nosotros los pobrecitos